Cómo mejorar tus soft skills o habilidades blandas

PUBLICADO POR FED FINANCE ESPAÑA en Nuestros consejos de empleo
el 06/05/2020
Cómo mejorar tus soft skills o habilidades blandas
Las habilidades blandas o soft skills se pueden aprender y desarrollar, para mejorar nuestro perfil profesional.

¿Te preocupa no tener las soft skills o habilidades blandas adecuadas para triunfar en el ámbito laboral? Pues no tires la toalla. Aunque comúnmente se piensa que estas características son innatas, en realidad se pueden desarrollar.  

En Fed Finance somos expertos en selección de personal y gestión de recursos humanos, y hoy analizamos en nuestro blog cómo mejorar tus habilidades blandas o soft skills.     ¿Qué son las habilidades blandas o soft skills? 

Se trata de rasgos de carácter, atributos personales y otras habilidades no técnicas que te permiten trabajar en equipo y comunicarte adecuadamente con las personas que forman tu entorno laboral.  

Quizá es más fácil entender cuáles son si las comparamos con sus opuestas, las habilidades duras o hard skills, que son las técnicas, como conocer un lenguaje de programación, un idioma, un programa informático o el cálculo. 

Las habilidades blandas o soft skills pueden ser la habilidad para resolver problemas o las habilidades comunicativas. Y, al tratarse de características sociales o emocionales, son más difíciles de medir que las habilidades duras. 

Las soft skills, no obstante, juegan un papel muy importante durante un proceso de selección, ya que la actitud de un empleado ante el trabajo es fundamental para garantizar su éxito dentro de una empresa y en su carrera profesional. De hecho, por ejemplo, si no desarrollas las habilidades de comunicación, podrías tener problemas incluso para realizar la primera entrevista en un proceso de selección de personal.  

¿Cuáles son las soft skills más valoradas en el entorno laboral? 

A continuación, analizamos algunas de las habilidades básicas para mejorar tu perfil profesional. 

  • Comunicación 

La comunicación, tanto verbal como no verbal, es fundamental para desempeñarse con éxito en el ámbito laboral, desde para participar en un proceso de selección de personal hasta para dirigir una empresa. 

Por eso, es fundamental, trabajar para mejorar la capacidad de comunicar ideas de manera ordenada, hablar en público, redactar y gestionar adecuadamente nuestros gestos.  

  •  Adaptabilidad 

Actualmente las empresas se renuevan y los equipos adquieren nuevas funciones a un ritmo vertiginoso, por eso es más importante que nunca ser capaz de adaptarse a nuevos y diferentes entornos, formas de operar y exigencias laborales. Y, para conseguirlo, es importante estar dispuesta formarte continuamente y adquirir nuevas habilidades. 

  • Resolución de problemas 

Se trata de la capacidad de enfrentarse a nuevos desafíos y encontrar soluciones para superarlos. Para conseguirlo, es importante la atención al detalle, la creatividad, la flexibilidad y la proactividad. 

¿Cómo mejorar tus habilidades blandas o soft skills? 

Como ya hemos comentado, las habilidades blandas se pueden desarrollar. Por eso, a continuación, te damos ideas de cómo hacerlo. 

  • Cursos en línea 

Actualmente se pueden hacer cursos en línea de una infinidad de cuestiones, incluidas habilidades como gestión de proyectos y negociación.  

De hecho, se puede acceder a cursos de las más prestigiosas universidades del mundo, incluidas las de Ivy League, de manera gratuita o a precios muy bajos, para obtener un certificado.  Esto a través de plataformas como Coursera o edX 

  • Retroalimentación 

Es frecuente que en las empresas se olvide dar retroalimentación a los empleados, pero es importante buscarla. Si tu jefe no te da reatroalimentación, pídesela. Y también a tus compañeros de trabajo, profesores y amigos. Esto te ayudará a conocer tus fortalezas y debilidades y saber qué habilidades debes mejorar. 

  • Coaching 

Los coach son especialistas en el desarrollo personal y profesional. Generalmente, tienen un bagaje de psicología y recursos humanos, y están especializados en detectar fortalezas y debilidades de las personas y en ayudar a desarrollarlas. 

En suma, desarrollar las habilidades blandas o soft skills es posible, y los recursos para conseguirlo son de fácil acceso. Así que no esperes más y trabajar para mejorar tu perfil profesional. 

Te recomendamos:

Cómo mantener a los empleados comprometidos y motivados


LOS COMENTARIOS
AÚN NO HAY COMENTARIO, ¡SEA EL PRIMERO EN REACCIONAR!
Publique su comentario