El “plan 30-60-90": cómo tener éxito en tu nuevo empleo en finanzas

PUBLICADO POR FED FINANCE ESPAÑA en Nuestros consejos de empleo
el 31/08/2021
El “plan 30-60-90": cómo tener éxito en tu nuevo empleo en finanzas
Un "plan 30-60-90" nos permite absorber la mayor cantidad de información posible, dominar las responsabilidades laborales principales y nos prepara para tener un impacto duradero en un nuevo empleo. Funciona como la estrella polar de un nuevo trabajador, manteniendo la vista puesta en la dirección correcta y guiándolo hacia el éxito.

En contraste con la alegría y la emoción de conseguir un nuevo trabajo, también se puede sentir tanto miedo como ansiedad por comenzar. Superar la curva de aprendizaje en un nuevo puesto y el deseo de dejar una buena y duradera impresión en nuestros nuevos compañeros y superiores puede ejercer mucha presión sobre nosotros 

¿Qué pasa si no puedes adaptarte a tiempo? Afortunadamente, existe una manera de organizar y priorizar el tiempo y tareas, lo cual ayuda a adaptarse sin problemas anuevo entornoEsta estrategia se llama “plan 30-60-90". Seguirlo nos permite absorber la mayor cantidad de información posible, dominar las responsabilidades laborales principales y nos prepara para tener un impacto duradero en el nuevo equipo del que formamos parte. Funciona como la estrella polar de un nuevo empleado, manteniendo la vista puesta en la dirección correcta y guiándolo hacia el éxito. 

En Fed Finance somos expertos en selección de personal y headhunting para las áreas de finanzas y contabilidad, por lo que a continuación te contaremos todo sobre el “plan 30-60-90" para que tengas éxito en tu nuevo empleo en finanzas. 

Objetivos para los primeros tres meses 

 Un plan 30-60-90 establece un pauta de acción clarpara un nuevo empleado durante los primeros 30, 60 y 90 días de su nuevo trabajo. Al establecer metas concretas y una visión de las habilidades propias en cada etapa del plan, se puede hacer que la transición a una nueva empresa sea fluida y exitosa.Hay dos situaciones en las que se podría escribir un plan de 30-60-90 días: durante las etapas finales de un proceso de reclutamiento y durante la primera semana del trabajo en sí. Aquí trataremos la segunda: 

Plan de 30-60-90 días para un nuevo trabajo 

Si está se comienza en un nuevo trabajo y no se nos solicita elaborar un plan de 30-60-90 días durante la primera semana de ese trabajo (puede suceder), es una buena idea escribir uno por nuestra cuenta. Un nuevo trabajo puede parecer un entorno completamente extraño durante los primeros meses, y tener unestrategia establecida puede hacer que nos sintamos más a gusto en menos tiempo.A pesar de que 90 días es el período de gracia estándar para que los nuevos empleados aprendan, también es el mejor momento para causar una excelente primera impresión.El propósito del plan es ayudar en la transición anuevo rol, pero también debe ser un catalizador para el desarrollo de nuestra carrera. En lugar de simplemente guiar sobre la curva de aprendizaje del empleo, las metas descritas deberían impulsarnos a desempeñarnos a la altura de nuestro potencial y elevar el nivel de éxito en cada etapa. 

Cómo escribir un plan de 30-60-90 días 

Independientemente del nivel del trabajo para el que contrate una empresa, mejorar las habilidades de un empleado requiere metas de desempeño concretas, así que tecuidado con proponer objetivos vagos o poco concisos. “Organizar mejor las cuentas” o “mejorar los brainstormings” son buenas ambiciones, pero no brindan una forma de medir el progreso en ellas. Establezce metas que sean realistas, cuantificables y enfocadas. Así sabrás exactamente cómo lograrlas y evaluar tu éxito.Para escribir metas complejas pero factibles, nos haremos las siguientes preguntas: 

¿Cuáles son los objetivos de mi equipo? 

Tratar de comprender el propósito detrás de los objetivos deequipo. Esto dará más información sobre por qué nosotros el equipo deben alcanzarlos, motivándonos a trabajar lo más duro posible para llegar a esos objetivos. 

¿Cuáles serán mis principales prioridades? 

Al conectar las responsabilidades personales con los objetivos deequipo, sabremos exactamente cómo alinear las tareas con las necesidades del conjunto, lo que nos mantiene responsables y nos obliga a ayudar al departamento a lograr sus objetivos. 

¿Cómo mediré mi progreso? 

El seguimiento deprogreso ayuda a medir el rendimiento y la tasa de mejora. Para ver cómo está yendo, se puede programar una reunión con el jefe para preguntarle qué opina de su trabajo y realizar un seguimiento de la mejora de tus propias métricas de rendimiento, como la reducción del tiempo en una determinada labor o la cantidad de clientes nuevos que han entrado gracias a ti. 

Sin embargo, alcanzar las metas de desempeño no es el único camino hacia el éxito futuro en un nuevo trabajo. También se deben estudiar los entresijos deequipo y la empresa, tomar la iniciativa y desarrollar relaciones con los compañeros de trabajo, cosas que muchas de las nuevas contrataciones subestiman. 

Considera establecer los siguientes tipos de objetivos durante cada etapa deplan de 30-60-90 días: 

  • Metas de aprendizaje: ¿Cómo absorberás la mayor cantidad de información posible sobre la empresa, equipo y función? 

  • Metas de la iniciativa: ¿Qué harás para destacar? 

  • Metas personales: ¿Cómo te integrarás con la empresa y equipo? 

Apuntar a lograr este tipo de objetivos nos ayudará a comenzar a trabajar en todas las áreas correctas detrabajo. Y si te adhieres al plan, notarás que poco a poco podrás dedicar menos tiempo a aprender y más a ejecutar. Si quieres descargarte una plantilla para este plan, aquí dejamos un link. 

Te recomendamos: 

Cómo prepararte si es un robot el que te seleccionará 

Los síndromes laborales más comunes en el sector financiero

LOS COMENTARIOS
AÚN NO HAY COMENTARIO, ¡SEA EL PRIMERO EN REACCIONAR!
Publique su comentario