Formación continua: ¿es la clave del éxito?

PUBLICADO POR FED FINANCE ESPAÑA en Nuestros consejos de empleo
el 16/12/2021
Formación continua: ¿es la clave del éxito?
Analizamos las ventajas de seguir estudiando cuando se está trabajando.

La formación continua es una de las herramientas clave para que los trabajadores puedan incrementar sus habilidades y desarrollarlas, así como para su incorporación con éxito en la cultura empresarial. Por ello, es imprescindible que la empresa apueste por una buena campaña de aprendizaje, que repercute directamente en el incremento de la productividad y la eficacia, además de ser una excelente forma de gestionar el talento dentro de la empresa.

Promover oportunidades de formación es vital para que los agentes puedan tomar conciencia de la necesidad de cambio constante que la llegada y afianzamiento de las TIC han hecho patentes. Tanto si buscas empleo como si ya formas parte de una empresa o ejerces un oficio por cuenta propia, un buen profesional debe estar en continuo aprendizaje para poder estar al día de las últimas tendencias y herramientas del sector en el que desempeña su actividad.

Estrategias para estar al día en la formación continua

Para no quedarte atrás en el mercado laboral y poder seguir el camino de la formación continua, existen algunas estrategias a seguir. Algunas de estas estrategias básicas pasan por el uso de las redes sociales, donde podrás encontrar cuentas de tu interés en el ámbito laboral que te ayudarán a ampliar horizontes. LinkedIn es una buena solución de cara a mantener la profesionalidad, pero cada vez hay más expertos que divulgan contenidos en otras plataformas como Twitter, Instagram o incluso TikTok que pueden serte de mucha ayuda. Existen también apps especializadas donde abunda el contenido de calidad del que extraer formación nueva.

Por otro lado, en la era de la digitalización es muy usual encontrar congresos, seminarios, cursos o incluso eventos de networking online en los que además de formación encontrarás fácilmente a personas con tus mismos intereses y que pueden servirte como enlace en otras ocasiones. 

Las ventajas de ofrecer formación continua en tu empresa 

Si lideras una empresa y buscas que tus empleados se renueven y sigan creciendo en el ámbito laboral, nada mejor que apostar por la formación continua. Existen muchas ventajas al respecto, como la implicación mayor del personal o crear un ambiente motivador en la cultura de la empresa. 

Uno de los objetivos clave, que implica intrínsecamente una ventaja a la hora de implantar la formación continua en una empresa, es el de facilitar la adaptación de los trabajadores en un entorno laboral que constantemente cambia debido a la aparición de nuevas tecnologías o nuevas filosofías de trabajo, incluso ante inclemencias imprevistas como el teletrabajo que cada vez es más una realidad para muchos tras la pandemia del Covid-19. 

Con campañas de formación continua también contribuimos a la creación de un ambiente motivador dentro del centro de trabajo, ya no solo de cara a las nuevas incorporaciones que deben aprender cómo es el trabajo, sino también para que los trabajadores que llevan tiempo en la empresa puedan así ver realizadas sus metas dentro de ella. El desarrollo laboral y personal dentro de una empresa es uno de los puntos clave para, además, acrecentar el compromiso de los trabajadores, lo que se verá reflejado muy probablemente en un incremento de la productividad en los servicios.

Una vuelta de tuerca a los planes de formación pueden también llevar a una mayor eficacia y eficiencia dentro de los productos y servicios ofrecidos por la empresa. Aplicadas estas formaciones a corto plazo, pueden suponer una mejora sustancial en la vida laboral de los empleados, facilitándoles sus tareas diarias. Asimismo, una buena formación continua marca la diferencia entre profesionales dentro de un mismo sector.

¿Formación online o presencial? 

Hoy en día contamos con múltiples formas de introducir la formación continua en las empresas. Puede ser tanto presencial como online, aunque esto dependerá mucho del ámbito laboral en que la desarrollemos.

Una formación continua sólida puede valerse de ambas modalidades. Cuando los aprendizajes se focalizan en habilidades y aptitudes individuales, la formación online puede ser una buena solución, en la que el hecho de instruirse puede realizarse a un ritmo más personalizado. 

Sin embargo, la formación presencial puede ser vital para trabajos que requieren formar equipo y llevar a cabo prácticas con situaciones reales en las que el trabajador también obtendrá unas habilidades que le serán muy útiles de cara al desempeño de sus labores. 

En Fed Finance lo tenemos claro: la formación continua es una apuesta segura para permanecer en el mercado y marcar la diferencia. 

Te recomendamos:

El ‘plan 30-60-90': cómo tener éxito en tu nuevo empleo en finanzas 

Cómo reponerse tras un fracaso laboral



LOS COMENTARIOS
AÚN NO HAY COMENTARIO, ¡SEA EL PRIMERO EN REACCIONAR!
Publique su comentario